Aikido y Defensa Personal

Son innumerables los motivos por los cuales la gente practica las artes marciales (saber defenderse, para integrarse en un grupo, para estar físicamente bien, por el estudio del arte en sí, etc). En este texto nos vamos a centrar en las personas que se adentran en los Dojos en busca de las técnicas de Aikido para aprender a defenderse.

Aikido como arte marcial, posee muchas técnicas que pueden neutralizar al atacante. Como Hiji kime osae o Ude garami, por citar algunas.
Tenemos que saber que un duelo depende de muchos factores a la hora de aplicar ciertas técnicas:
  • Si la agresión es verbal o física.
  • El medio donde se está produciendo el incidente.
  • El número de atacantes. Armados o no armados.
  • El estado de ánimo y gestión de uno mismo. La más difícil
  • Los conocimientos y el nivel técnico.
  • La sensación de peligro que tenga el artista marcial.
  • Código Penal del país al que perteneces. Importante.
Hay que tener en cuenta cuales son los principios y la filosofía del Aikido, ya que estos conocimientos nos van aportar formas de gestionar las distintas maneras de resolver la situación dada. El dialogo es la mejor manera de resolver cualquier diferencia.

La filosofía del Aikido es totalmente defensiva, ya que no busca el enfrentamiento directo con el agresor, sino que en última estancia espera el ataque para resolver una situación negativa.

Dicho en el argot del aikidoka, espera el ataque de forma activa para unificarse con el atacante con el fin según el fundador del Aikido, Moriei Ueshiba de: “hacerle ver que se ha equivocado y que ese no es el camino que debe seguir y que debe abandonar todo tipo de hostilidad o agresividad. Impedir herir sin herir. Destruir la agresividad sin destruir al agresor”.

Aikido se traduce como Camino o Via de unificación del Ki. La base de las técnicas de Aikido está en la absorción de los movimientos de Uke dentro de los de Tori. En nuestras escuelas nosotros estudiamos procesos de unificación de los flujos dinámicos de Ki por nuestro Hara (Centro). Si bien es normal que los principiantes se pregunten si el Aikido es efectivo o no “en la calle”, no es la prioridad de nuestra práctica.

Son muchos los beneficios que aporta la práctica del Aikido, nos aporta recursos que mejoran nuestro comportamiento y nos ayuda a gestionar nuestros pensamientos a la hora de enfrentarnos a problemas de cualquier clase.

Actualmente vivimos episodios esporádicos de violencia, es muy difícil verte envuelto en una riña o pelea. A no ser que estés muy expuesto. Según el trabajo al que te dediques, tienes más probabilidad de encontrarte en una situación de peligro. Ciertos colectivos son más propensos a sufrir algún tipo de agresión o violencia que otros. Me refiero a las FF.CC.SS.EE, Vigilantes de seguridad, Controladores de Acceso, Médicos, Docentes, etc.

Ahora vamos a abordar detalles que uno debe ser consciente y debe tener claro para que un juez falle a favor de un caso de LEGÍTIMA DEFENSA ya que no es tan fácil como parece.

Se define como una causa eximente de responsabilidad penal, que se necesita para impedir o repeler toda agresión injusta de bienes propios o de un tercero.

¿Cuáles son los requisitos necesarios para que la legítima defensa sea eficaz?

Los requisitos objetivos y subjetivos para considerar que un hecho haya de concebirse como de legítima defensa son los que se recogen en el artículo 20.4 del Código Penal:

  1. Se tiene que haber producido una agresión ilegítima recientemente sobre bienes que fueran protegibles. Los bienes dañados por tal agresión han de ser protegibles. No cabe alegar legítima defensa ante un daño que hubiera sido provocado hace años, al igual que tampoco se puede alegar esta causa de justificación ante el perjuicio realizado sobre unos bienes que no se pudieran proteger.
  2. La defensa ha de ser racional y proporcional a la agresión recibida. La explicación a este punto se puede entender mejor con un simple ejemplo: no sería justificable que el propietario de una frutería matase a alguien por robar una manzana.
  3. Tiene que haber falta de provocación suficiente. A lo que el legislador se refiere con ello es que no se puede alegar como causa de justificación la legítima defensa frente a un agresor, cuando a éste se le hubiera provocado para actuar ilícitamente.
  4. Elemento subjetivo de la actuación en defensa. Este requisito se identifica con la exigencia de que el defensor sea consciente de que se dan los presupuestos objetivos de la legítima defensa, sin que además sea necesario que su intención última sea defender. Si se actuara contra el agresor, sin intención de defenderse y únicamente con ánimo lesivo, la defensa no sería lícita. Sin embargo, al ser una cuestión subjetiva, es difícil de probar.


¿Cuál es el error sobre la legítima defensa?

El error sobre la legítima defensa puede afectar a:
  • La extensión de la eximente: Ocurre cuando el defensor piensa que la circunstancia que está viviendo le permite reaccionar de cualquier forma, sin atender a los límites que establece la legislación penal, acerca de la proporcionalidad de la actuación en defensa.
  • La concurrencia de los presupuestos objetivos que permiten la defensa: El error sobre la concurrencia de los presupuestos objetivos alude al incumplimiento de alguno de los requisitos del artículo 20.4, explicados con anterioridad.
Dicho lo cual podemos decir que el Aikido tiene técnicas las cuales pueden neutralizar al agresor, pero no es la finalidad de nuestra práctica y no nos entrenamos para resolver esa u otra situación hostil que se nos pueda presentar.

Luego cada cual es responsable de sus actos y ante un conflicto, cada persona responderá de manera diferente. 

Y concluyo con un pasaje de Morihei Ueshiba O Sensei:

«La verdadera autodefensa no es solamente el estudio y la aplicación de técnicas corporales. Es ante todo la modificación completa de la mente. Debemos cambiar de consciencia. Algunas técnicas y un cuerpo vigoroso no son suficientes, son sólo instrumentos al servicio del espíritu. Aquellos que no están de acuerdo con esta enseñanza no pueden vivir en armonía con el Universo. Su Budo es el de la destrucción.» 

 “La mayor victoria que puede tener un guerrero es vencerse así mismo”.

 
José Mota, Profesor de Aikido en el Dojo Llunatics en Denia (Alicante).


Bibliografía y notas.

Puede visitar el siguiente enlace http://www.poderjudicial.es/search/sentencias/Legitima%20defensa/11/AN y documentarse, valorar y tomar conciencia de a lo que se puede enfrentar uno cuando se ve envuelto en un proceso legal referente a una pelea o cualquier forma de conflicto.